Sahastrara Puja.

(Italy)


Send Feedback
Share

Sahastrara Puja. Fiuggi, Italia. 6 de mayo de 1990.

Todos estos años he estado esperando el día de hoy, el vigésimo primer Sahastrara. Es un momento de cambio muy importante, como sabéis, ya que cada veintiún días se cambia de horóscopo en nuestros calendarios. Así que, ahora un nuevo cambio está por venir y ya se anuncia su llegada. Un nuevo entendimiento, una consciencia de una dimensión muy nueva.

Hasta ahora hemos tratado con la consciencia colectiva. Somos conscientes colectivamente. Tenemos la idea de que somos consciencia colectiva. También sabemos que somos parte del Todo, y que todos somos sahaja yoguis. Conocemos claramente nuestros chakras y nadis, pero quizá no conocemos nuestros poderes. ¿Cuántos poderes habéis desarrollado dentro de vosotros en estos veintiún años?

En los últimos dos meses Italia ha ardido en llamas; hacía mucho calor. Y leo noticias en las que están preocupados por la sequía y quieren que llueva, pero ahora piensan que el momento ya ha pasado. Ved cómo funciona el Poder Omnipresente; lo sabe todo y la naturaleza entera trabaja para vuestro beneficio, para vuestros programas. En el momento justo, las cosas ocurren, tal y cómo habéis visto antes. Ambas están completamente coordinadas con nuestros programas. Constantemente os están ayudando. Cualquier aspecto que tengan en su interior sirve como poder y lo utilizan en el momento adecuado.

Confiad en que tenéis poderes y este es el nuevo cambio que va a llegar a vuestro entendimiento. Hasta ahora solo sabíais que podíais sentir las vibraciones, que podíais curar a la gente y ayudar a curar. Lo que quiero decir es que todavía no teníais la confianza de que pudierais sentir el Paramchaitanya. Pero lo que no sabíais era qué fuerzas dinámicas están trabajando ahora en vosotros, y este es el nuevo cambio que va a llegar.

Con este cambio tenéis que asumir un nuevo papel, que es el de anunciarlo. Hasta ahora os he dicho que no habléis de Sahaja Yoga muy abiertamente. Pero ha llegado el momento. Hemos esperado mucho estos tiempos. Ahora todos tenéis que empezar a hablar de ello, anunciarlo, contárselo a todo el mundo. Si no, el mundo dirá que nunca se supo sobre ello.

Todos los falsos gurus son bien conocidos en todas partes porque sus discípulos hablan de ellos allá donde pueden, en todas las grandes empresas, a la gente importante. Acuden a toda la gente bien posicionada; simplemente van y les cuentan lo que tienen. Hasta ahora habíamos mantenido Sahaja Yoga con poco movimiento, porque antes que nada quería que vosotros os convirtierais en sahaja yoguis verdaderamente hermosos, de modo que por vuestra vida, vuestro estilo de vida, vuestro comportamiento, vuestro entendimiento, vuestros pensamientos, la gente se diese cuenta de que sois únicos, un tipo de personas muy diferente.

Ahora, eso que damos por supuesto tiene que estar ahí. Tenéis que entender que todos estos poderes están latentes en vosotros, y solo por una cuestión de formalidad o timidez, o quizá por un poco de cobardía, los estáis escondiendo. El otro día un sahaja yogui que vino a mi casa vio unas flores que se estaban marchitando. Le dije:

– No se están marchitando. Tú les puedes dar vida.

– Él preguntó: ¿Cómo?

– Corta la parte inferior de todas ellas y pon tu mano debajo, le contesté. Y simplemente puso sus manos debajo de la base del tallo y dijo:

– Madre, todavía están caídas.

– De acuerdo, le dije; ahora déjalas en el agua. Su atención estaba aquí y allá. En quince días todas se levantaron, las raíces empezaron a crecer, se hicieron flores más grandes y duraron aún cinco días más. Entonces se convenció.

Podéis hacer muchas cosas para convenceros de que tenéis estos poderes. He visto a gente que tiene algunos problemas, como dolor de cabeza, y vienen a mí. Escriben largas cartas: “¡Madre, tengo dolor de cabeza y no me lo puedo quitar!” Ya han pasado los días en los que Madre tenía que curar vuestro dolor de cabeza, cuidar de vuestra mujer, de vuestros hijos. Eso ahora se ha acabado. Ahora vosotros sois los responsables, no solo de vosotros mismos, sino de vuestros ashrams, de vuestras ciudades, de vuestros países y del mundo entero.

Asumid vuestros poderes. Como ayer, que se cantó aquello o cuando se representó “La Corte Real”. Ahora vosotros estáis en la Corte Real. Aceptad vuestras responsabilidades. Todo el mundo tiene que sentirse responsable y asumir lo que sois. Conoced vuestros poderes, lo que podéis hacer. Ya pasaron los días en los que teníais que sentaros y contar vuestras bendiciones. Ahora tenéis que contar vuestros poderes. ¿Cuántos poderes tengo, cuáles puedo usar y cómo puedo usarlos? No vale de nada contar vuestros milagros. Habéis tenido suficientes milagros para comprobar que sois sahaja yoguis y que el Paramchaitanya os ayuda. Pero ahora sabed cuánto de ese Paramchaitanya vais a usar, cómo vais a manejarlo y cómo vais a hacerlo funcionar.

Esta es la Nueva Era que empieza hoy. Y este es el día que estaba esperando para que todos vosotros os dieseis cuenta de que no sois sahaja yoguis para vuestros fines egoístas, ni para vuestras familias, vuestras comunidades o vuestro país, sino para el mundo entero. Expandíos. Debéis tener esa visión delante de vosotros, esa que he puesto muchas veces ante vosotros, tenéis que emancipar a la Humanidad.

No seáis tímidos. En primer lugar, no deberíais pensar: “Somos gente muy corriente, somos muy normales y no tenemos nada especial”. Este trabajo no lo va a llevar a cabo gente especial, porque sufre de ego. Lo va a realizar gente que no tiene ese ego de gran éxito, de grandes logros, riquezas o cualquier cosa. Solo pueden hacerlo funcionar si están libres de todo esto. Y por esa razón debéis entender lo que Cristo dijo: Que un camello puede pasar a través de la cabeza de un alfiler, pero un hombre rico no. Porque el ego es demasiado grande; más grande que un camello, más grande que un elefante, más que cualquier animal en el que podáis pensar. Por eso ahora, al tiempo que entramos en una nueva consciencia, dejemos de preocuparnos por nuestros pensamientos negativos.

Así que, primero es la timidez. ¿Cómo puedo ser? No estoy bien. Yo era así, hacía esto y aquello. He actuado de tal manera. Me llegan tantas cartas de confesiones; páginas y páginas que tiro o quemo. No hay necesidad de confesar más. Solo hay una confesión: Soy un sahaja yogui y ahora, después del vigésimo primer Sahastrara, soy un mahayogi. Esta es la confesión que tenéis que hacer y basta de todas esas cosas caducadas que la gente me cuenta sobre su vida familiar, todas cosas mundanas y sin sentido. Hemos dejado eso y hemos venido a Sahaja Yoga para nuestro ascenso. Hemos alcanzado nuestro ascenso y, ¿para qué? El haber alcanzado nuestro ascenso es para emancipar a los seres humanos, para ayudarles a salir de la ignorancia, de la oscuridad.

Creo que hoy el principal objetivo no debería ser tan político como es el fundamentalismo. Así que, tenemos que decir abiertamente a esos fundamentalistas: Sois absurdos, no conocéis la Verdad. No sabéis nada de la Verdad. No sabéis que sois el Espíritu. No sabéis que hay un Poder que está funcionando. Tenéis que decirles muy claramente: Sois todos tontos yendo detrás de algo que es un espejismo. Todos vosotros acabaréis en el infierno, como está descrito en todas las Escrituras. Tenemos que decir estas cosas abiertamente, de la manera que queráis. Podéis escribirlo en libros o publicarlo. Podéis contarlo a la gente.

Pero ahora tenéis que anunciar el nuevo mensaje de que ir detrás de la falsedad no os va a llevar a Dios. Y para conseguirlo han usado el poder del odio. Así que, tenéis que decir: Creemos en el poder del amor y no en el poder del odio en el que creéis vosotros. Para nosotros todo el mundo es capaz de encontrar la Verdad y de alcanzar el Cielo del Paraíso que tenemos prometido, el Reino de Dios. Así que, para nosotros todo el mundo, independientemente de que pertenezcan a esta comunidad o aquella, a esta raza o la otra; no solo creemos, sino que estamos seguros de que todos estamos bastante capacitados y bendecidos por Dios para poder entrar en su Reino. Si tomáis este tipo de actitud positiva, vuestra negatividad desaparecerá. Como sabéis, las fuerzas negativas os han hecho caer por uno u otro motivo, especialmente después de Sahaja Yoga.

Antes de Sahaja Yoga no estábamos apegados a nuestras familias ni a nada. Después de Sahaja Yoga simplemente os apegasteis a vuestras familias como con pegamento, absolutamente pegados. Quiero decir, que tuve que resolver los problemas familiares de todos. Ahora tenemos bodas e incluso después de ellas, descubro que la gente no entiende lo que es un matrimonio en Sahaja Yoga, y todavía hay algunos problemas, muy pocos, pero hay. Este problema absurdo de: mi familia, mi esposa, mis hijos, mi casa, mi propiedad, mi dinero; todos estos “mis” deberían desaparecer lo primero.

Tenéis que pertenecer al mundo. Cualquier persona que sea rey y no pertenezca a su reino, es un fracaso, es inútil. Si piensa en sí mismo, en su propia comodidad, en su propia fama o sus propios logros, entonces es un fracaso. Tiene que pensar en el país que está gobernando. Del mismo modo, vosotros tenéis que alejar vuestra mente de todas esas pequeñas cosas con las que habéis estado tratando. He estado luchando con vosotros, intentando ayudaros por nimiedades y tonterías.

Mucha gente me decía: “Madre, ¿por qué deberías preocuparte? Tú eres una Santa. ¿Por qué preocuparte de esas cosas?” Les contestaba: Hasta que estos enredos no desaparezcan, no van a ascender. Pero ahora sentís esa Libertad; la completa Libertad. Sois individuales y totalmente libres. Y la fuente de vuestro gozo es vuestro Espíritu. No estáis enredados con nadie, ni tampoco apegados a nadie. En ese desapego vais a nutrir a todo el mundo, incluida la así llamada “vuestra familia, vuestra gente, vuestro país” y, finalmente, al mundo.

Así que, para deshacerse de la negatividad lo importante es aprender a desapegarse. El desapego viene a través de la consciencia sin pensamientos. Cuando miráis a una persona o empezáis a pensar en alguien, id al estado de consciencia sin pensamientos. Inmediatamente os sentiréis desapegados y conoceréis la solución a todo el problema. El mayor poder que tenéis está en vuestro cerebro, ya que sois conocedores; no en el sentido de que entendéis cuál es el chakra, cuál es el centro, no es eso, sino que todo el conocimiento está en vuestro interior. Solo tenéis que llegar a la consciencia sin pensamientos y la biblioteca entera del conocimiento se abrirá ante vosotros.

Sabéis que muchos de vosotros nunca habéis hablado en un escenario; teníais miedo al escenario, y os habéis convertido en grandes oradores. Muchos otros erais gente poseída que ni siquiera podía estar delante de mí. Y ahora os habéis convertido en líderes y estáis haciendo un buen trabajo. En todos los campos veréis que habéis avanzado mucho. Mucha gente que no sabía cantar ha empezado a hacerlo. Otros que no sabían pintar han empezado a hacerlo.

Pero estas son cosas muy mundanas que nos pueden dar pequeños placeres ocasionalmente. Sin embargo, lo principal es a cuánta gente dais la Realización, tanto si sois una mujer o un hombre, un padre o una madre, un niño o un adulto. Todo el mundo tiene que ver a cuánta gente le puede dar la Realización, cómo se puede dar a conocer Sahaja Yoga. Eso es lo principal.

Sahaja Yoga no es algo que sea para hacer “de paso”. Pero ocurre. Como cuando fui a Australia. Me quedé sorprendida de que Sahaja Yoga, que era algo primordial para ellos, de repente se convirtió en algo secundario. Sahaja Yoga es un compromiso, una implicación completa. Si no es así, sois realmente inútiles para Sahaja Yoga; completamente inútiles. Es mejor tener poca gente que esté comprometida que tener miles que sean inútiles. Así que, veamos qué habéis decidido para vosotros y qué habéis decidido para Sahaja Yoga.

Si habéis decidido optar por Sahaja Yoga, entonces sabed qué es lo principal que tenéis que hacer. Toda la atención debería estar en eso. Como os dije esta mañana, hay un poema muy bueno escrito por Namadeva, y que una vez fue incluido en el Guru Granth Sahib, sobre un niño que está jugando con su cometa. Mientras la cometa está en el aire, él está hablando con todo el mundo, pero su atención está en la cometa. Hay una mujer que está haciendo el trabajo de la casa. Está limpiándolo todo, pero el niño está a su espalda o en su cintura. Toda su atención está en el niño. También aparecen mujeres que llevan agua a sus casas. Sostienen un cántaro de agua sobre sus cabezas, a veces dos, otras veces tres. Lo llevan en equilibrio. Se hablan unas a otras, riéndose. Toda la atención está en el equilibrio.

Igualmente vuestra atención debería estar siempre en Sahaja Yoga. “¿Qué está pasando en Sahaja Yoga? ¿Dónde estamos? ¿Dónde vamos? ¿Dónde está Madre? ¿En qué parte está? ¿Qué está haciendo?” De esta manera, si ponéis vuestra atención en ello, vuestra negatividad desaparecerá completamente, porque la atención que estaba metida en cosas negativas se hará totalmente desapegada y empezaréis a pensar en Sahaja Yoga. Así que, ahora, como sois mahayoguis, tenéis que convertirlo en un Mahayoga. Y hasta que alcancéis ese nivel, pensaréis que todavía estáis retrasados. Y en las vueltas de la rueda no sé cuántos se quedarán allí.

Así que, este es un gran momento de cambio, y hoy es un gran día para nosotros porque el Sahastrara ha completado sus veintiún años. De igual manera, también tiene veintiún aspectos. Siete chakras en vuestros tres nadis. Así que, son veintiún aspectos que habéis podido alcanzar junto con sus veintiún poderes. Simplemente experimentad y vedlo por vosotros mismos. No dudéis. Solo experimentad. Primero solíais dudar incluso de si había brisa fresca o no, solíais pensar que el aire acondicionado estaba en marcha en Londres. Incluso allí solían pensar que debía haber aire acondicionado sobre sus cabezas. Esos días ya pasaron.

Ahora no dudéis y simplemente id hacia delante con todas las maryadas de Sahaja Yoga. Las maryadas tienen que estar ahí. Aparte de las maryadas morales y también las de comportamiento, no hay muchas maryadas en Sahaja Yoga. Podéis hacer lo que queráis, vivir cómo queráis, comer de la manera que queráis. Pero la maryada principal es que tenéis que ser gente muy moral, gente honesta y moral. Igualmente, tenéis que ser, en apariencia y en comportamiento, personas que no sean desagradables y que la gente no piense que sois extraños. Para que esto no ocurra, tenéis que vestir de una manera más bien parecida al público en general, de forma que la gente os vea como seres humanos normales y no fuera de lo normal.

No hay mucho que hacer en lo exterior. Es en el interior dónde todos tenemos que prepararnos completamente para aceptarnos; para decirnos todos los días que ahora somos mahayogis y que tenemos que hacerlo funcionar de esa manera. Hoy tenemos aquí a gente de todo el mundo. Id y contad este mensaje al resto de los yoguis con los que no he estado: “Madre ya ha anunciado (también a través del Vishnumaya) que todos os habéis convertido ahora en mahayogis”. Intentad expresarlo y manifestarlo con total confianza en vosotros mismos. Y con el poder del amor estoy segura de que lo lograréis.

Que Dios os bendiga a todos.

Nunca antes se había escrito nada sobre el Sahastrara. En ninguna de las escrituras se describe el Sahastrara. Nadie sabía nada sobre Él. Simplemente lo dejaron como el séptimo chakra, y ya está. Solo pudieron llegar al Agnya, y hasta ahora no se había escrito nada sobre el Sahastrara. Tampoco se han escritos mantras sobre el Sahastrara. Así que, ahora tenemos que escribir el mantra del Sahastrara.

Es muy sorprendente que incluso fotos de Sahastraras hayan aparecido justo ahora para que las veáis. Vuestros Sahastraras se están abriendo, y eso es algo que no había ocurrido antes en toda la historia espiritual. Y nadie pudo escribir sobre ello porque nunca vieron este Sahastrara. Ahora es importante que veáis que tenéis algo tan único en vosotros. Solo necesitáis coraje y un completo compromiso para ir adelante en la expansión de Sahaja Yoga, en dar a conocer Sahaja Yoga.