Puja de Navidad

(Ganapatipule)


Send Feedback
Share

Puja de Navidad. Ganapatipule, India. 25 de diciembre de 2001.

Es muy agradable ver que han venido tantos sahaja yoguis para celebrar el Puja de Navidad.

La cristiandad se ha extendido por todo el mundo, y hay mucha gente que se hace llamar “cristiana” y que dice que sigue a Cristo. ¡No sé desde qué punto de vista!

Cristo era la personificación del Param Chaitanya, el Omkara. Era Shri Ganesha. Aquellos que le siguen han de ser personas diferentes. Pero como siempre ocurre en todas las religiones, están desorientados y van en la dirección completamente opuesta.

La esencia de la vida de Cristo era desapego y sacrificio. Para una persona desapegada, no existe el sacrificio. Ve la vida como una obra de teatro. A partir de esta gran personalidad que vino a la tierra, se creó la así llamada religión “cristiana”, que ha participado en guerras y en todo tipo de situaciones hipócritas. Sin embargo, ahora la gente lo está descubriendo todo. Él defendió la Verdad, pero los cristianos no conocen la Verdad. La Verdad es que sois el Espíritu y debéis convertiros en el Espíritu. Él es el que ha hablado del segundo nacimiento, de la Realización. Pero los cristianos se han olvidado de lo que dijo, de lo que tienen que alcanzar.

Resulta curioso que estas grandes personas vinieran a la tierra, fundaran religiones adecuadas para nuestro ascenso, y que la gente, no sé cómo, se haya vuelto tan absurda con las enseñanzas de aquellos a los que llaman “sus maestros”. Todo está orientado al dinero. Además, no se fundamentan en la Verdad, más bien creo que es la segunda crucifixión de esta religión. Ninguna religión sigue verdaderamente sus principios tal y como fueron establecidos. No sé cómo se las han arreglado para tergiversar la verdad de esa manera, solo para ganar o para llamar la atención. Hay tanto ritualismo en nombre de Cristo. A pesar de que se han equivocado muchas veces y se tiene experiencia de su mala influencia en el mundo, no sabemos por qué se repiten las mismas situaciones, y la gente simplemente las acepta. Sucede con todas las religiones. Actualmente en el Islam, no sé de qué están hablando.

En la vida de Mahoma hay dos aspectos muy importantes. El primero se llama Meraj y no es otra cosa que el despertar de la Kundalini, está absolutamente claro. El segundo tema del que habló es la Jihad. Jihad significa la destrucción del mal en vosotros, la muerte de vuestra maldad, la aniquilación de todo shad-ripu de vuestro interior. Eso no significa que si os hacéis musulmanes tenéis que suicidaros. Eso es lo más absurdo que se puede hacer. ¿Se convierte uno en musulmán para matarse, para suicidarse? A eso lo llaman ritual, y dicen que llevándolo a cabo se va a jannat , al cielo. ¿Cómo lo podéis saber? Los musulmanes no son religiosos en absoluto. ¿Cómo vas a ir al cielo y disfrutar del jannat por matar a un pecador? ¡No tiene ninguna lógica! Para empezar, todos estos molanas han acabado con la educación. No se preparan en absoluto. Así que no tienen ni idea de dónde están en este mundo, de cuál es su posición. Unos pocos tienen estudios, pero incluso estos se pierden por querer poder sobre los demás. Hacer esto en nombre de Dios y de la espiritualidad es muy vergonzoso.

Nuestro deber es decirles qué es la Verdad. Nuestro deber es traerlos al camino correcto de la espiritualidad. Porque todos están perdidos. Los cristianos lo están, también los musulmanes y los hindúes, todos son personas perdidas. No tienen ni idea de lo que su religión profesaba y de lo que tienen que hacer. Al final Cristo fue crucificado; ahí podéis ver que, cuando llegó la Verdad, la falsedad intentó acabar con ella, no pudo soportarlo. Tenemos el ejemplo de Sócrates. ¿Qué necesidad había de matarle? Pues le mataron.

Así vemos que todos los que hasta ahora han sido cruciales para la verdad han sido destruidos, pues la gente no quiere la verdad. Siguen una religión que ellos mismos han construido, porque así pueden tener poder sobre otros. Meraj es el despertar de la Kundalini, y dicen que nunca sucederá. Muy bien. Todos vosotros tenéis la Realización, tenéis vibraciones, brisa fresca. En el Corán viene descrito que sentiríais la brisa fresca. ¿Pero quién puede hablar de esto con los musulmanes? Si dices algo, vienen y te cortan el cuello. Y ya está, te vas a la jihad. Lo que están haciendo no tiene sentido.

En estos tiempos modernos, como podemos ver, la gente ha traspasado todas las maryadas, los límites de todo lo religioso. Fui a América y me sorprendió comprobar cuánto se han olvidado de la moralidad. No tienen ningún sentido de moralidad, solo comercian con ella, ganando dinero a su costa.

Por otro lado están los musulmanes, especialmente un grupo que se llama Wahabis. Dicen que las mujeres son las que hacen perder la moralidad, y que por ello hay que esconderlas y deben ir tapadas. En Afganistán golpeaban y mataban a cualquier mujer que se pusiera sandalias blancas. En India, especialmente en el norte, hay mucha gente que ha aceptado la cultura islámica y maltratan a las mujeres. Yo me casé en el norte y sé lo mal que se han portado con ellas. Por tanto, el norte de la India ya está contaminado por esto, y el sur está contaminado por los hindúes fanáticos. Allí se siguen todo tipo de rituales, de los peores, que solo se cometen contra las mujeres. Le afeitan la cabeza a una mujer, le hacen dar vueltas alrededor de un templo y le echan agua; ella ni siquiera camina, va tropezándose y ellos siguen echándole agua. Yo misma lo he visto. Tenemos el sati, que consiste en matar a una mujer cuando muere su marido. Esto es algo que nadie puede entender. ¿Por qué poner toda la responsabilidad del dharma en las mujeres, y ninguna en los hombres?

Hay algo bueno, y es que ahora la religión hindú está tan anticuada que todas estas costumbres se pueden corregir. A lo largo de mi vida se han corregido muchas cosas, me sorprendió cómo pudieron hacerlo. Pero los musulmanes y los islámicos no se pueden corregir. Les hacen cosas horribles a sus mujeres. Y siempre que se ha intentado ayudarlas, ha resultado imposible. Por ejemplo, abrí un centro para mujeres abandonadas y solas, huérfanas o con hijos. Me sorprendió que la mayoría eran musulmanas y cada una tenía ocho o diez hijos. Así que ahora también tenemos que hacer un orfanato. Este es el resultado de su religión.

Podéis ver esto a vuestro alrededor. Los hindúes también tienen un extraño sistema de viudedad. Si una mujer se queda viuda, es terrible. Algunas, pobrecitas, viven en un brindaban (casa para mujeres creada por los brahmines). Me dijeron que les dan una rupia al día. ¿Y a qué se dedican? A cantar bhajans. ¿Cómo se puede vivir en este país con una rupia al día? Son muy hábiles haciendo hombres y mujeres mendigos. Si eso es religión, mejor no tenerla. Ya hemos tenido bastante.

Hay todo tipo de ritualismo a causa del brahmanismo. Estos brahmines no sirven para nada en absoluto. Los que intenten enseñar religión tienen que ser personas de un alto nivel. En Sahaja Yoga, lo dejáis todo. Porque todo eso no es más que barro, y en el barro perecéis. Tenéis que decírselo a la gente. ¿Qué van a hacer?

Se han servido de la religión para llevar a cabo todo tipo de atrocidades. En Inglaterra, cuando alguien muere, se toma champán. Cuando van a un entierro, tiene que haber champán. Me sorprendió mucho. ¿Cómo puede ser que beban champán en una ocasión así? Lo hacen a causa de la religión, pues sin duda todos los sacerdotes toman alcohol. Un sacerdote vino a Sahaja Yoga y me alegré mucho. Pero me dijo: “Entraré en Sahaja, pero no dejaré de beber alcohol”. Le pregunté: “¿Por qué?”. “Porque en la Biblia está escrito que debemos beber”. “¿Ah sí? No lo sabía. ¿Cómo pudo Cristo decir que hay que beber? El no solo era un alma realizada, sino que era la Realización misma”. Contestó: “Pues lo dijo. Digas lo que digas, así fue”. “¿Dónde?” Dijo:”Asistió a una boda”. “De acuerdo”. “En esa boda, hizo vino para los invitados”. Le dije: “No fue así. Estaba allí, puso su mano en el agua y, en muy poco tiempo, esta empezó a saber a zumo de uva. En hebreo, “zumo de uva” y “vino” se dicen igual. Yo también puedo hacerlo y eso no significa que me guste que la gente beba”. ¡Cómo se puede decir tal tontería!

Se trata de la consciencia, es importante, chetana, es importante. Si estropeáis vuestra consciencia, ¿cómo vais a ser sahaja yoguis? Fue imposible explicarles que no se puede beber alcohol. La bebida se ha convertido en algo muy común incluso en India. Va en contra de la cristiandad, del hinduismo y del islam. Y aunque en el Corán está escrito: “No beberás”, ellos beben, todos lo hacen. En vez de seguir lo que dicta su religión, se han convertido en los peores pecadores. ¿Es eso lo que Cristo quería que hicieran?

Tenéis que ser personas puras. Debéis tener “Nirmala Tattwa”. De eso se trata. También os he contado la historia de Shalivahana, que conoció a Cristo en Cachemira. Le preguntó su nombre y su país. Él respondió: “Vengo de un país en el que la gente tiene malecch”. “Malecch” significa deseo de lo impuro. Shalivahana le dijo: “¿Por qué no vas y les enseñas el Nirmala Tattwa?” Eso es lo que tenéis vosotros, el Nirmala Tattwa que os purifica, os limpia, os da gozo, felicidad y también la Verdad. Eso es lo que debéis pedir; de lo contrario solo hay oscuridad, no veis la luz. Aunque seáis cristianos, hindúes o musulmanes, lo que sea, no podéis ver la luz de la Verdad y tenéis que conseguir la luz de la Verdad.

Pero después de eso, ¿qué debéis hacer? Tenéis que dársela a los demás, tenéis que transformar a otros. Habéis trabajado mucho en ese sentido y a veces me sorprendo de cómo gente que está haciendo tan buen trabajo es tan humilde y tan buena. No puedo entender cómo lo han logrado. Por supuesto algunos están orientados al dinero, otros al poder, pero estas cosas no os dan gozo. Lo que da gozo es vuestra luz interior de Verdad. Como ya sabéis, todos vosotros la tenéis, todos la habéis experimentado. Pero hay que dar esta experiencia a otros, no es solo para vosotros. Dadla a tantos como sea posible. Pero, ¿cuántas personas hacen esto? ¿Cuántos la dan?

También tenemos la comunidad sikh. Vinieron a Sahaja Yoga pero dijeron: “No podemos adorar a la Diosa”. “¿Por qué?” les pregunté sorprendida, pues Guru Nanak habló de la Diosa, de la Devi. La primera frase de su libro es Adya. Adya es la Adi Shakti. Si los sikhs dicen eso, entonces, ¿por qué tienen un Chandigar? Es absurdo, no tiene punto de comparación.

Ahora tenéis que comprender: ¿Habéis dejado todas esas tonterías en vuestra vida o seguís enganchados a lo mismo? Esto es muy importante. Mientras sigáis enganchados a lo mismo, habrá un problema. Sahaja Yoga consigue grandes cosas. Me sorprendió que en EEUU hay trescientos sahaja yoguis y a ninguno le sucedió nada. Algunos estaban en las torres, otros en la calle, todos estaban allí pero no les pasó nada. Algunos comentaron (aplausos): “Dentro alguien nos dijo que escapáramos, y salimos corriendo hacia otro lado”. Otros llegaron tarde, no sé cómo se salvaron estas trescientas personas. Pero esta gente tan satánica que está pensando destruir el mundo entero, se está acercando. Por esa razón fui a América. Dije que esta guerra terminaría antes del Diwali y así ha sido. Les dije: “Antes del Diwali la guerra habrá terminado” y terminó. ¡Qué estúpido pensar que pueden destruir la creación de Dios así! ¿Quiénes son? ¿Qué derecho tienen a destruir el mundo? Así es la incongruencia humana.

Cristo vino a esta tierra, trabajó durante mucho tiempo y tenía que ser crucificado, y así sucedió. Pero la crucifixión no es nuestra gloria. Nuestra gloria es su resurrección. No hay duda de que resucitó. Se ha dicho que eso no es posible, etc…. ¿Quiénes sois vosotros para hablar así? ¿Qué sabéis de espiritualidad? ¿Qué sabéis de lo que le puede ocurrir a una persona que es espiritual, que está dotada espiritualmente, y de lo que puede trabajar en ella? A partir de lo que sabemos sobre los seres humanos, intentamos sacar conclusiones que son totalmente falsas.

Vedlo en vuestra vida. Se han producido muchos milagros en la vida de los sahaja yoguis. Le pedí a alguien que los recopilara. Me dijo que en un mes el montón de cartas que había recibido le llegaba hasta la cabeza. ¡En un solo mes! Así que le dije: “Olvídalo, no lo escribas”. No se trata de una o dos, escriben desde todas partes del mundo. Sin embargo, para los intelectuales es difícil. Es imposible que les entre en la cabeza. Por tanto, tenemos que hacer el máximo posible. Poned la atención en la gente que lo desea. En India ha llegado a las cárceles, a las escuelas, a todas partes. El otro día me comentaron que hasta en una iglesia católica han empezado a hablar de Sahaja Yoga. No sé qué tienen en la cabeza ni cómo se las han arreglado, pero así es cómo se está expandiendo Sahaja Yoga.

Pero aún tiene que extenderse mucho más. Cada uno de vosotros, de forma individual, debe salir y hacerlo funcionar. Hablad de ello. Pero los sahaja yoguis son un poco tímidos. Una vez iba en avión y había una señora que desprendía mucho calor. Le pregunté a qué guru seguía y me dijo su nombre. Me quedé asombrada de que no supiera nada de espiritualidad. Estos gurus tienen casas enormes, grandes templos, etc. Ella elogiaba a su guru. Yo pensé: “No tiene vergüenza. No ha logrado nada, sus vibraciones son extremadamente calientes y aun así habla de ello”. Pero los sahaja yoguis nunca hablarán. Me sorprende, ¿por qué los sahaja yoguis no hablan de esto?

El otro día estaba en el mercado y había un sahaja yogui conmigo. Me sorprendió cuando empezó a hablar a la gente sobre mí y a darles la Realización. Todos estaban muy contentos. Dondequiera que estéis, tenéis vecinos, vais al mercado, en todas partes deberíais hablar de ello. Igual que se cantan villancicos, nosotros deberíamos cantar bhajans o hacer algo así para contárselo a la gente, tenemos que contárselo. ¿Por qué sois tan tímidos? Esta timidez no va a ayudar a Sahaja Yoga.

Por favor aseguraos de que intentáis dar la Realización a otras personas. Tenéis poderes, tened fe en vosotros mismos. Creo que os falta fe o algo. Hay muy pocos que salen a hacerlo. He visto que en Italia, también en Austria y en Australia, Sahaja Yoga se ha extendido mucho por su convicción de que hay que dar a los demás lo que tenemos, de que debemos compartirlo.

De la vida de Cristo, debemos entender su sacrificio. Fue un sacrificio tan grande, ser crucificado así, con los ladrones. ¡Pero lo hizo! De la misma forma, cuando todos vosotros queréis hacer el trabajo de Sahaja Yoga, no debéis pensar: “¿Qué le va a pasar a mi abuela, qué le pasará a mi abuelo…?” Todas las cartas que recibo tratan de estos temas. Es muy raro que solo se preocupen de sus familiares ni siquiera de su familia en todo el mundo. Solo recibo cartas de gente preocupada por sus esposas o sus hijos. Nadie me escribe contándome que ha dado la Realización a muchas personas. Nunca escriben sobre cómo han podido lograr la expansión de Sahaja Yoga. Nadie escribe sobre esto. Es muy sorprendente. Tenéis que contarme estas cosas.

Espero que todos comprendáis la importancia de expandir Sahaja Yoga. Si no lo hacéis, resultáis absolutamente inútiles. Lo más importante para mí, igual que hay tantas luces aquí, es tener muchos más sahaja yoguis por todo el mundo. Si queréis transformar este mundo y queréis evitar todo el sufrimiento y las contrariedades de la vida vacía que están llevando, tenéis que salvarles. Tenéis que socorrerles; ese es vuestro trabajo. Eso es lo que debéis pagar por Sahaja Yoga. No es solo para vosotros, no penséis en vosotros. No os preocupéis por vosotros. Si leéis las cartas que recibo, sentiréis rechazo.

También recibo otro tipo de cartas, en las que queréis casaros. De acuerdo, hay muchas chicas que me dicen que llevan cuatro años solicitando casarse y no han podido hacerlo. En primer lugar debéis saber que la proporción de mujeres es mucho más elevada, aunque son muy buenas. Pero por ejemplo, para cuarenta hombres hay por lo menos ciento veinte, o ciento cincuenta mujeres. Entonces, ¿con quién casamos a todas estas chicas? Pensadlo. Sin embargo, escriben cartas quejándose de que ya lo han solicitado cuatro veces, ¡es algo que no se puede evitar! Podéis salir y casaros donde queráis. O si no, esperad a ver qué pasa y dedicad vuestra vida a Sahaja Yoga. Es muy difícil cuando empiezan a quejarse de que deberían estar casadas y todavía no lo están.

El matrimonio nunca fue la meta. Pero tuvimos que permitir los matrimonios. Y ahora se ha convertido en lo más importante para todos. O no están casados o si lo están no son felices, o si están divorciados hay que volverles a casar… Todo tipo de inconvenientes y complicaciones para las cuales no estoy preparada. ¡Sahaja Yoga no es para eso! Si vuestro matrimonio no funciona, no es mi trabajo arreglar la situación. Y si esta situación continúa así, tendremos que acabar con los matrimonios.

No quiero que me escribáis sobre estos asuntos. Demuestran lo pobres que sois como sahaja yoguis. ¿Por qué no me escribís contándome a cuántas personas habéis dado la Realización? Eso me haría feliz, en vez de quejaros de vuestra esposa, etc.; no es asunto mío. Os he casado de la mejor forma posible. Si no podéis continuar, es tarea vuestra.

Este es el problema de Sahaja Yoga. En todos los movimientos religiosos ha habido cosas equivocadas. Creo que en Sahaja Yoga los matrimonios son un gran obstáculo. Además no vienen chicos. En India es muy fácil casar a los chicos, también podéis ganar dinero, etc. Pero hay cinco veces más chicas que chicos. Los chicos a veces no quieren casarse, ya se han casado por su cuenta, aunque sean sahaja yoguis. No puedo entender por qué, incluso en Sahaja Yoga, después de recibir la Realización, el matrimonio es un tema tan importante.

Lo más importante es: ¿A cuántas personas habéis dado la Realización? Esa es vuestra vida. Donde haya un loto, este se abrirá. Pero debe dar fragancia; incluso el loto tiene esa responsabilidad. ¿Y qué hay de vosotros? No estoy diciendo que seáis crucificados como Cristo. Digo que disfrutéis la vida, que tengáis paz y estabilidad, equilibrio. Pero al mismo tiempo, tenéis que expandir Sahaja Yoga. Ese es vuestro trabajo ahora. Vuestro empleo no es importante, lo único importante ahora es a cuántas personas podéis dar la Realización.

Es realmente muy difícil porque se ha generado un caos de todas las grandes encarnaciones, de todos los grandes sufís y santos. Pero al menos vosotros no hagáis eso. Por favor, intentad pensar a quién podéis dar la Realización, con quién podéis hablar de Sahaja Yoga. Tenéis que expandirlo. La próxima vez espero escuchar de vosotros a cuántas personas habéis dado la Realización. Esta es la mayor justificación de la crucifixión de Cristo, de su nacimiento, de su advenimiento en la Tierra, de su Agnya. Si habéis dado la Realización, ellos han cruzado el Agnya. Han ascendido más alto y están en el Sahastrara.

En Sahaja Yoga lo comprendéis todo. Es muy fácil de entender. Sahaja Yoga es lo más fácil de entender, pero después de la Realización. Tenéis que salir y ver a cuántas personas podéis dar la Realización. Todo lo demás está bien, vuestra devoción está bien, los Pujas están bien, pero lo más importante es a cuántas personas habéis dado la Realización. Me gustaría saber cuánta gente la ha dado.

Especialmente las mujeres. Las mujeres son bastante débiles a la hora de dar la Realización. Tienen muchas capacidades, lo sé, pueden hacer mucho. Después de todo, yo también soy mujer. Pero de alguna manera me parece que las mujeres en Sahaja Yoga no están a un buen nivel. Sé que pueden hacer realmente mucho, pero de alguna forma no entienden la importancia de sus vidas. Sois muy importantes.

¿Cuántas personas hay que tengan la Realización? Hubo muchos sufís que la tenían, escribieron poesía y nada más. Ha habido muchos santos que han hecho y escrito muchos textos. En India ha habido muchos santos que escribieron sobre todo esto. La gente los lee, pero no sucede nada. Sois vosotros quienes tenéis el arte de dar la Realización. Conocéis la Kundalini, lo sabéis todo al respecto, así que id y contádselo a la gente.

Cuando comencé Sahaja Yoga yo estaba sola, y soy una mujer. ¿Y vosotros, qué? Todos os enfrentáis a un gran reto. ¿A cuántos habéis hecho sahaja yoguis? Ni siquiera en vuestra familia hay sahaja yoguis, ni vuestra hija, ni vuestro hijo… Entonces, ¿de qué sirve cantar la gloria de Cristo? Si alabáis su gloria, tenéis que hacer que la gente vaya más allá del Agnya. Él tiene un lugar muy elevado en nuestro interior, pero nunca Le habéis respetado. Es una personalidad muy elevada, y si vosotros habéis superado este nivel, ¿por qué no han de hacerlo los demás?

A partir del puja de hoy, vamos a ver cuánta determinación tenéis. Deberíais saber que una Diosa no se adapta a vuestras exigencias, viene con las Suyas propias. Tiene sus propios plazos. Pero si la mayoría de vosotros os habéis convertido en verdaderos santos y estáis haciendo que otros también lo sean, entonces estoy a vuestro servicio.

Estoy a vuestra disposición; tenéis mis vibraciones, tenéis mis Pujas, todo esto sin duda os está permitido. Pero solo podéis disponer de ello libremente si trabajáis por Sahaja Yoga, si expandís Sahaja Yoga, si lo dais a los demás. Solo entonces seréis considerados realmente merecedores de recibir las vibraciones de la Diosa.

Si en otros países tiene tanta fuerza, por qué no en vuestro país, en vuestra vecindad, con vuestros amigos, con vuestros familiares. Es posible.

Esta noche tenéis que decidir que vais a dedicaros a dar esto a los demás; es algo que proporciona un gran gozo. Y también que vais a hablar de Sahaja Yoga.

Que Dios os bendiga.